Zamora alerta de su “peligro de extinción”

Como han acertado en describir varios autores en los últimos años, España es una gran campana. Tiene su parte litoral exterior, fuerte. Después, un enorme espacio hueco. Y en el centro, un badajo que la hace sonar. Sin embargo, lejos de tocar a muerto, ayer sonaba a vivo. Más de 100.000 personas según los colectivos organizadores Soria Ya y Teruel Existe, y 50.000 según la Delegación del Gobierno, invadieron el centro de Madrid para secundar la manifestación de la Revuelta de la España Vaciada, una protesta contra la despoblación que tristemente abanderan provincias como Zamora. Si bien es cierto que tan solo dos autobuses partieron desde la capital del Duero, gracias a asociaciones como Zamora 10 o la plataforma Viriatos, la seña bermeja ondeó en una multitudinaria marcha que partió desde la plaza de Colón pasadas las doce del mediodía tras un simbólico minuto de silencio y la posterior “rompida” de los tambores aragoneses.

Noticia completa en: La Opinión de Zamora